La Formación es un factor clave en el proceso de renovación y crecimiento que España debe acometer. Los diferentes retoques que se han ido produciendo en su configuración, bien para adaptar el modelo a las exigencias comunitarias, bien para adecuarlo a nuevos requisitos, bien para atenuar ciertos desajustes, muestran un escenario revuelto, en el que los criterios no están lo suficientemente claros y en el que algunos de los actores dudan del papel que les tocará desempeñar en la representación que se ponga en marcha.
En el panorama actual, en el que la Formación (al menos, cierta clase de formación) aparece recurrentemente en los medios de comunicación generalistas, bajo graves acusaciones de actuaciones irregulares de algunos centros (de cierta clase de centros),

Los Centros de Formación Acreditados, y en su nombre, la
ASOCIACIÓN NACIONAL DE CENTROS CON
CERTIFICADOS DE PROFESIONALIDAD (ANCCP),

COMUNICA

La acreditación para poder impartir cursos de formación presencial, que permitan la obtención de Certificados de Profesionalidad es un requisito ineludible para formar parte de esta Asociación.
Cada Centro ha debido invertir en, al menos, tres áreas específicas:

  • Aulas y dotaciones (inmovilizado)
  • Metodología formativa (know-how)
  • Formación de profesores y tutores (impartición y coordinación)

La formación presencial implica la ubicación exacta, en fecha y emplazamiento, de las acciones formativas que se llevan a cabo. El incumplimiento de las condiciones supone una incidencia invalidante y la posible pérdida de la financiación.

Se trata de recursos tangibles, medibles y comprobables. Como consecuencia, los Centros de la Asociación han sido repetidamente auditados, sometidos a todo tipo de controles e inspecciones, sin que de ellas se hayan podido deducir actuaciones irregulares; hubieran sido inhabilitados, en caso de haberse detectado.

Los fraudes, irregularidades o acciones incorrectas, en los que determinados agentes hayan sido partícipes, excluye a los Centros de esta Asociación, por la naturaleza diferente de sus acciones y propósitos.

*****

Se pretende optar por una una nueva modalidad formativa como alternativa única: la formación online. Acarrea los siguientes inconvenientes:

  • Personas carentes de experiencia en formación diseñarán sistemas expertos en la monitorización de procedimientos intangibles de formación.
  • Se sustituye la participación presencial en las acciones formativas por la realización de pruebas presenciales de validación de conocimientos.
  • Se presiona a los Centros de Formación Acreditados para que cedan sus aulas como sede para la realización de las pruebas, en lugar de integrarse en el proceso de diseño e implantación del nuevo mapa de necesidades formativas.

Los Centros de Formación Acreditados reclaman un papel protagonista en la nueva configuración, acorde a su experiencia, correcto desempeño y homologación de sus Centros, metodologías y recursos.

Y a su falta de conexión con procesos fraudulentos, de cualquier índole.